EL PNV ALERTA A BRUSELAS SOBRE EL INCUMPLIMIENTO DE LOS DERECHOS LINGÜISTICOS

EL PNV ALERTA A BRUSELAS SOBRE EL INCUMPLIMIENTO DE LOS DERECHOS LINGÜISTICOS EN ESPAÑA

301878_364709793564385_100000761010211_901299_586180899_n[1] 

La eurodiputada Izaskun Bilbao Barandica presentará esta semana en Bruselas una iniciativa destinada a alertar a la Comisión Europea sobre el incumplimiento de derechos lingüísticos que de manera sistemática se produce en España. La iniciativa se basa en el informe que hoy mismo ha presentado al respecto ante las Naciones Unidas la red europea para promover la igualdad lingüística (ELEN) en el que se considera que la discriminación contra lenguas autóctonas distintas del castellano es “sistémica” por parte de las autoridades estatales.

 El informe presentado por ELEN (European Language Equality Network) estudia la situación de las lenguas cooficiales en España, además del asturiano y aragonés y se basa en casos recogidos entre los años 2007 y 2013. Los autores suscriben cinco  demoledoras conclusiones sobre el nulo respeto con que las autoridades estatales observan el cumplimiento de la legislación vigente en materia de pluralidad lingüística. El informe destaca que las autoridades toleran, cuando no promueven, este tipo de actitudes entre funcionarios y oficiales o agentes públicos. Igualmente destaca que el poder judicial la policía, el sistema educativo y la sanidad son permeables en el estado a esta actitudes contra las lenguas minorizadas que en ocasiones dan lugar a “comportamientos abusivos y totalmente inapropiados” Basándose en los casos concretos estudiados los autores del informe destacan que la discriminación contra las lenguas distintas del castellano es sistémica entre las autoridades estatales y se ha institucionalizado.

 El informe cita que estos comportamientos vulneran no menos de diez declaraciones, cartas o disposiciones destinadas a proteger los derechos de las minorías. Entre ellas se citan la propia declaración de los derechos Humanos la de los derechos de los niños, la protección de la diversidad de las expresiones culturales, la carta de las lenguas minoritarias y regionales, etc.

 Finalmente el estudio es especialmente crítico con la administración de justicia que “debería proteger el derecho de los ciudadanos a un tratamiento igualitario y es propenso a adoptar decisiones que desprotegen a los hablantes de lenguas distintas al castellano” El informe destaca que ante la evidencia de que la apelación a las instancias judiciales españolas en esta materia “está agotada, hay razones para acudir al Tribunal Europeo de los Derechos Humanos, la Corte Europea de Justicia y hasta al Tribunal de La Haya”.

 El trabajo presentado por ELEN, que contiene anexos dedicados a la situación del catalán, el gallego, el euskera, el asturiano y el aragonés denuncia, en el caso de la lengua vasca, la política lingüística que se sigue en Navarra. En esta comunidad, afirma, “hay dos categorías de ciudadanos: los hispano hablantes que disfrutan de los mismos derechos en todo el territorio y los vasco hablantes que no pueden hacerlo”. La crítica es también profunda para el modelo educativo navarro. En este caso además de ponerse el acento sobre la discriminación entre las zonas vascófonas y las que no lo son, se cita como especialmente grave el tristemente célebre informe de la Guardia Civil en el que se asociaba a 1652 profesores con “organizaciones sociales o políticas ilegales. Este continuo intento de asociar el euskera con el terrorismo es totalmente inaceptable en democracia”, concluye ELAN. El estudio destaca que las vulneraciones no se producen solo en Navarra y se detalla algunos problemas vinculados especialmente al funcionamiento de la justicia frente al euskera también en la comunidad vasca.

 Izaskun Bilbao Barandica ha destacado que “no me sorprenden los resultados de este informe porque la ignorancia, cuando no el desprecio, con que algunas instancias oficiales tratan a la lengua vasca es evidente. No entiendo bien el discurso de quienes reclaman la españolidad de Euskadi y la unidad de España y  a la vez, lo ignoran todo sobre la cultura y la lengua vasca. Si se creen lo que dicen deberían considerar que el euskera es parte de su patrimonio, interesarse por él y protegerlo. Desgraciadamente el “habla en cristiano” está todavía hoy demasiado presente en los valores de muchas personas y lo que es peor, de muchas autoridades especialmente en el ámbito judicial”.

A %d blogueros les gusta esto: